ENTRE EL CIELO Y LA TIERRA

ENTRE EL CIELO Y LA TIERRA:

La postura inicial en el Taijiquan

«El ser humano nace en el espacio

que existe entre el Cielo y la Tierra,

en su naturaleza existen tanto el yin

como el yang, y su fundamento reside

en la energía original indiferenciada»

Sun Lutang,

Estudio del Taijiquan (1921)

Siempre viene bien recordar que si deseamos movernos, primero debemos estar parados; si queremos movilizar nuestra energía, primero debemos calmarla; si esperamos practicar movimientos de lucha, primero tendremos que quedarnos quietos, alerta. Por este motivo, en la práctica del Taijiquan es tan importante o más la quietud que precede a la forma como los propios movimientos. Más

A %d blogueros les gusta esto: